Ad
Ad
Ad
Cambio climático

UNA MIRADA MÁS PROFUNDA A LA SITUACIÓN ACTUAL DE LOS GLACIARES EN EL PERÚ

Pinterest LinkedIn Tumblr

El 16 de octubre se llevó a cabo el conversatorio “Oportunidades, riesgos y desafíos del retroceso de los glaciares tropicales y la gestión integrada de los recursos hídricos para la reactivación económica en la nueva coyuntura mundial” en el marco del 50 aniversario de CARE Perú, donde asistieron 430 personas de 22 países.

Hace 50 años, nuestro país registró, en el departamento de Áncash, uno de los terremotos más violentos de nuestra historia. El sismo de 7.9 grados en la escala de Richter provocó el desprendimiento de un enorme glacial, convirtiéndose en un aluvión que terminó sepultando los pueblos de Ranrahirca y Yungay. A raíz de este acontecimiento aparece CARE Perú con el objetivo de brindar atención. En el 2019 culminó el proyecto Glaciares+ para garantizar la sostenibilidad y aprovechar las oportunidades que ofrece el fenómeno de retroceso de glaciares.

Los esfuerzos del trabajo realizado durante 8 años y en conjunto con la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación – COSUDE; el Ministerio del Ambiente, especialmente a la Dirección General de Cambio Climático y Desertificación; a la Universidad de Zúrich; al Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales – IDEAM del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de Colombia; al Instituto Nacional de Glaciares y Montañas – INAIGEM; a la Autoridad Nacional del Agua – ANA, especialmente al área de evaluaciones de glaciares y lagunas; y al Gobierno Regional de Cusco.

El evento contó con la participación de expertos nacionales e internacionales de la academia, sector público, privado y de la sociedad civil. A continuación, expondremos algunos de los puntos más resaltantes del conversatorio.

El Investigador del Departamento de Geografía de la Universidad de Zúrich, Fabian Drenkhan señala que, en los últimos 50 años, se han perdido 9 billones de toneladas de hielo en los glaciares en el mundo, siendo los países más afectados: Venezuela, Colombia y Ecuador; habiendo generado una tasa de retroceso en promedio del 1.2% a 1.3% anual. Drenkhan sostuvo que en Venezuela no quedan prácticamente glaciares, solo uno cuya extensión es de 0.1 km². También comentó que se ha perdido el 97% de los glaciares entre 1952 y 2011, con una tasa de pérdida del 1.6% al año. De continuar así, esto lo convertiría en el primer país sin glaciares de Sudamérica y el mundo.

Asimismo, el investigador señaló que en Colombia queda un área de glaciar cercana a los 37 km², con una pérdida del 56% reportada entre 1986 y 2017, a una tasa de pérdida de 1.2% al año. Ecuador, por su parte, cuenta con un área de glaciar cercana a los 44 km², habiendo perdido el 54% de su totalidad entre 1980 y 2017, con una tasa de pérdida anual de 1.3%.

Por otro lado, aún queda una mayor extensión glaciar en Perú y Bolivia. El 70% de los glaciares tropicales se encuentran en Perú y las tasas de retroceso son del 1% al 1.2% por año aproximadamente. Afortunadamente, Perú cuenta con 11,141 km² de glaciares, habiendo registrado una pérdida del 53% entre 1980 y 2017; mientras que Bolivia, cuenta con 3,461 km² de glaciares, con una pérdida registrada del 35% entre 1980 y 2013, a una tasa de pérdida anual del 1.2%.

Por otra parte, el especialista en glaciología, Jorge Luis Ceballos del IDEAM, señaló que los glaciares en Colombia se perderían a mediados de este siglo. Sería un hecho lamentable debido a su importante valor paisajístico.

Para frenar este suceso, Colombia está llevando a cabo cuatro acciones concretas: conformar grupos locales de monitoreo glacial entre investigadores y comunidades; crear campañas de campo participativas, de tal modo que los datos no sean tomados solo por glaciólogos, sino también por la misma comunidad; reconstruir la historia fotográfica y oral de los glaciares y vincular a la sociedad civil en este proceso; y promover acciones de comunicación y difusión de la información.

El especialista enfatizó la importancia de comprender este fenómeno y entender las terribles consecuencias de no contar con un plan estratégico adecuado. Esta tarea no solo es para los científicos o especialistas de la glaciología, sino también es responsabilidad de los pobladores de todas las comunidades afectadas.

En la actualidad, en plena pandemia COVID-19, se han registrado tres aluviones en la región Cusco. Gabriel Quijandría, Viceministro de Desarrollo Estratégico de los Recursos Naturales del MINAM, resaltó que “la COVID-19 no es el reto más grande que vamos a enfrentar, el cambio climático puede llegar a ser más complicado, y si la COVID ha generado un impacto fuerte en la economía del país, los impactos del cambio climático podrían ser mayores. Para ello, es indispensable pensar en nuevas soluciones parar enfrentarnos a retos que puedan venir”.

En ese sentido, Alejo Cochachín, coordinador del área de evaluación de glaciares y lagunas de la Autoridad Nacional del Agua, sostuvo que, para garantizar la seguridad hídrica, se requiere impulsar ante los gobiernos locales, regionales y nacional, la implementación de proyectos multipropósitos en lagunas y sistemas de alerta temprana. La falta de toma de conciencia de la población genera riesgos altos, es decir, los coloca frente a una elevada vulnerabilidad.

Finalmente, María Mercedes Medina, Gerente del Programa de Cambio Climático, Amazonía y Recursos Hídricos de CARE Perú, cerró el conversatorio concluyendo que uno de los principales desafíos es conseguir que las comunidades tengan su propia voz en la toma de decisiones; asimismo, en la importancia de democratizar la información para construir una consciencia colectiva que trascienda los límites del país. Además, resaltó la importancia del monitoreo del riesgo y la urgente necesidad de implementación de los sistemas de alerta temprana.

Por último, reiteró la necesidad de garantizarle al Perú la cantidad y la calidad de agua requerida para consumo y riego, ya que es la única manera de conseguir que el país avance hacia un desarrollo sostenible.

¡Agradecemos a todas y todos por su apoyo, colaboración y asistencia a este evento!

Escribir un comentario